Terapia con animales: qué es, tipos y beneficios

Perro sobre la cama

Si te interesa este ámbito y quieres colaborar en la difusión de este tipo de terapias, puedes profundizar más y formarte con nuestro máster en terapia asistida con perros. Este programa educativo te permitirá conocer la figura del perro de terapia, el comportamiento social de estos animales, así como qué conductas evitar y cuáles fomentar.

¿En qué consiste la terapia con animales?

La terapia con animales es una intervención que incorpora a los animales para potenciar el bienestar y la salud de las personas en función de sus necesidades. El objetivo suele encararse hacia la mejora de las funciones físicas, cognitivas, emocionales y sociales de quienes se benefician de este tipo de tratamiento.

Los campos de aplicación de esta terapia son múltiples. Y es que la presencia de animales reduce el estrés y la ansiedad a nivel general y, además, tiene numerosos beneficios para personas o colectivos con necesidades especiales. Es el caso de personas en riesgo de exclusión social, enfermos de salud mental o incluso jóvenes en centros penitenciarios.

Un ejemplo de cómo funciona la terapia con animales podemos encontrarlo en entornos como hospitales y centros de salud, donde el contacto y la interacción con el animal durante un tiempo determinado, hace que muchos pacientes mejoren su estado de ánimo casi sin darse cuenta.

Tipos de terapia animal

Como hemos comentado anteriormente, estos tratamientos han resultado muy efectivos en personas con necesidades diferentes. En este sentido, la terapia con animales para la ansiedad y la terapia con animales para la depresión han demostrado su efectividad por la suma de beneficios que aportan, como veremos más adelante.

En función del nivel de exposición y de las necesidades de cada persona, podemos distinguir 3 tipos de terapias con animales.

Terapias asistidas con animales

Estas intervenciones las realizan profesionales de la salud y la educación. Las terapias asistidas con animales persiguen objetivos concretos y se evalúan como cualquier otro tipo de tratamiento. Normalmente son tratamientos de largo recorrido y buscan mejorar aspectos físicos, cognitivos, emocionales o relacionales del paciente. Ejemplo de ello es la equinoterapia o los perros de terapia.

Actividades asistidas con animales

Las actividades asistidas con animales se realizan de forma más esporádica y buscan mejorar la motivación y la educación, aunque no son terapias propiamente dichas. Por este motivo, no siempre están dirigidas por profesionales y no persiguen ningún objetivo concreto.

Educación asistida con animales

Se trata de terapias asistidas con animales que se realizan en el ámbito educativo. Las sesiones están dirigidas por profesionales y tratamientos están planificados y organizados para cumplir con objetivos concretos. En estas sesiones lo que se busca es lograr metas académicas, conocimientos sociales y funciones cognitivas.

Beneficios de la terapia asistida con animales

La terapia animal supone numerosos beneficios tanto mentales como físicos para  varios colectivos. Los principales beneficios de la terapia animal son los siguientes:

  • Mejora el sentido de grupo y el trabajo en equipo.
  • Aumenta la autoestima.
  • Aumenta el sentido de la responsabilidad.
  • Disminuye la ansiedad.
  • Se reduce el sentimiento de soledad.
  • Permite expresar mejor el afecto y los sentimientos.
  • Permite superar los miedos.
  • Mejora el estado físico debido a que nos hace estar más activos.
  • Alivia el estrés.

Las terapias con animales son efectivas para las personas con necesidades especiales y problemas psicológicos. ¿Quieres aprender a aplicar este tipo de intervenciones? Amplía tu formación con nosotros y especialízate en este ámbito de la salud que implica la participación de los animales para favorecer el bienestar.