Adiestramiento Banner Gatos

¿Cómo educar un gato? Claves y recomendaciones

Cómo educar un gato Supermanada

Por Nátaly Londoño Laura

Como educar un gato, un desafío que incluso el poeta Darío Jaramillo Agudelo reflexionó al mencionar que a estos seres, los dioses les otorgaron la indiferencia. Esta perspectiva gana relevancia en un contexto donde la obediencia parece reservada únicamente para los perros. No obstante, los felinos pueden aprender a seguir instrucciones si se les ofrece un ambiente basado en interacciones suaves y positivas, junto con técnicas de entrenamiento no invasivas.

Y es que tal y como explica el máster en etología clínica y bienestar animal de la Universidad Complutense de Madrid, Fredy Manrique López, el comportamiento del gato depende de muchos factores, pero se ha demostrado que para los gatos el entorno y el ambiente favorecen un comportamiento positivo, por lo que es necesario proveerles una adecuada socialización temprana, comida, agua, repisas, rascadores, bandejas de arena, juegos constantes, además de un buen trato, cariñoso, y sin castigos de ningún tipo.

Lee también: ¿por qué tu gato no debería salir a la calle?

“En general se trata que generar estímulos agradables para el gato, que motiven y estimulen una confianza mutua con la persona que lo va a adiestrar y educar, dos tareas para las que funcionan bien técnicas de adiestramiento instrumental u operante, donde se le recompensan los comportamientos adecuados a través de, por ejemplo, un clicker, es decir, un instrumento que genera un sonido corto asociado a la comida y al estímulo que se pretende reforzar; o donde, por medio de un instrumento a distancia tipo vara extensible, se toca al felino y se le dirige hasta un sitio determinado sin correr riesgos”.

Pero no es tan sencillo como suena. Es importante conocer bien la técnica para evitar errores o comportamientos indeseados en el proceso, por lo que se recomienda consultar, previo al entrenamiento, a un experto en el tema. Además, es importante recordar que “los gatos al ser menos sociables y más independientes que los perros, no disfrutan del adiestramiento, aunque sean capaces de aprender, además de no responder bien al castigo o al refuerzo negativo, por lo que hacerlo, puede ser contraproducente”, como menciona Nicolás Salmerón, médico veterinario español en el diario El País.

Lee también: perros y gatos sin control, una amenaza latente para la fauna silvestre antioqueña

Por último, cabe recordar que el principal motivador en esa carrera por la educación de un gato, es la comida, aunque hay que tener cuidado con ellas y siempre evitar, es enfático en señalar Manrique López, harinas, galletas o dulces. Para esta labor funcionan bien las sardinas en trozos secos y pequeños, comida húmeda, usar un tono de voz suave y acariciar las zonas de la mejilla, y es necesario hacerlo de forma pausada y en paulatina.

¿Qué necesita para cómo educar a un gato?

El especialista en adiestramiento felino Jhon Bradshaw recomienda utilizar doce claves para hacerlo de la manera correcta:·

  • Prepare un entorno ideal.
  • No le enseñe nada luego de que haya comido.
  • Haga sesiones cortas de entrenamiento.
  • Consiga una caja de adiestramiento.
  • Ojo con el sobrepeso.
  • No se olvide de los premios.
  • Procure que los premios sean variados.
  • Agudice el ingenio del gato.
  • Dele mimos.
  • Juegue con él.
  • Evite la sobreexcitación.
  • Ofrézcale novedades poco a poco.

Como educar un gato no es una tarea imposible, sino un viaje enriquecedor tanto para el dueño como para su mascota. A través de la paciencia, el uso consistente del refuerzo positivo y la creación de un entorno estimulante, podemos guiar a nuestros felinos hacia comportamientos deseables. Recordemos que la clave del éxito reside en comprender y respetar la naturaleza independiente de los gatos, adaptando nuestras expectativas y metodologías a su singular forma de aprender y vivir.